GurúPOLÍTICO

En caso de ser necesario se expropiarán terrenos a inmobiliarias “gandallas”: AMLO

En caso de ser necesario se expropiarán terrenos a inmobiliarias “gandallas”: AMLOGuru /Viernes, 29 de abril del 2022




Durante la conferencia mañanera de este viernes, que en esta ocasión se realizó desde Isla Mujeres, en Quintana Roo, el Presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que detrás de las protestas y amparos en contra de la construcción del Tren Maya, se encuentran intereses económicos, pero aseguró que no podrán detener esta emblemática obra, que llevará desarrollo a una región históricamente olvidada.

Al señalar que sus adversarios lo quieren poner contra la pared, dada la premura, pues la obra está programada para terminar en diciembre de 2023, mediante protestas de grupos financiados por capitales privados, tanto nacionales como extranjeros e incluso hasta por el gobierno norteamericano, en un vano intento de proteger sus intereses en la región.

Tal es el caso, ejemplificó, del tramo en Yucatán, específicamente en su paso por Mérida que, al no pasar por la ciudad, está costando trabajo conseguir los terrenos en las inmediaciones, pues al conocerse la ruta, de inmediato empezó la especulación inmobiliaria y ahora las empresas propietarias quieren “sacar raja”, no reconociendo los avalúos, por lo que ya dio instrucciones para que, en caso de no llegar a un acuerdo, se utiliza la figura de expropiación por interés público.

“Nos ha costado conseguir los terrenos de la periferia. No son campesinos (los dueños) empezaron a acaparar la tierra, a especular, ya son empresas inmobiliarias. Hay casos donde no aceptan los avalúos y quieren sacar raja, cobrar muchísimo. Ya di la instrucción que donde hay esos abusos se haga valer la expropiación por utilidad pública y que se pague la indemnización a precio comercial, pero no más, porque son ventajosos. Están acostumbrados a robar. Y piensan que porque tenemos el tiempo encima nos van a poner contra la pared, pues no”, dijo el mandatario.

Pero también continuó la crítica a los famosos que se han manifestado en contra del tramo 5 de la obra del Tren Maya, quienes insisten en que el trayecto debería ser por la carretera federal, sin considerar que se trata de un terreno más vulnerable, razón por la cual se decidió que el trazo se realizara en los espaldares de la zona de cenotes y ríos subterráneos, donde el subsuelo es más rocoso y la vegetación es fácilmente reemplazable.

“No se fue por la carretera. Dicen (las personalidades opositoras) ‘a ver vamos a la carretera’. Ésta está más cerca de la costa y hay más vulnerabilidad y lo que se buscó es irnos a los espaldares, a las tierras de atrás, donde hay más firmeza en el suelo y hay menos cenotes o no hay o menos ríos submarinos”, aclaró el titular del Ejecutivo.





López Obrador indicó que se encuentra en Quintana Roo para supervisar la construcción del Tren Maya, que con una inversión de 280 mil millones de pesos y la creación de 105 mil empleos directos e indirectos, es la obra de mayor relevancia en la historia de la región, por lo que, informó, acudirá una vez al mes hasta concluir el proyecto.

El Presidente cuestionó porqué, de los 2 mil 500 kilómetros que engloban la obra, solamente protestan por los 100 kilómetros que pasan por la Riviera Maya, y la oposición no proviene de los pobladores de la zona, sino de quienes califica como “falsos ambientalistas”

“Quero agradecer de nuevo el apoyo de los campesinos, de las comunidades de Quintana Roo y de todo el sureste. Han tenido actitud generosa, fraterna, nos han dado su confianza. Hay ejidos aquí donde son de las zonas más delicadas porque hay muchos cenotes y ríos submarinos y aquí los ejidatarios han ayudado para que se construya el tren sin afectar cenotes, en una actitud ejemplar que no voy a dejar de reconocerles, porque les va a beneficiar el tren. Y además están a favor de la transformación del país. Nos tienen confianza y saben que nosotros no vamos a destruir la naturaleza ni vamos a afectar el medio ambiente. Al contrario lo que buscamos es fortalecerlo, crear áreas naturales protegidas”, dijo.

Y por eso, el mandatario garantizó que el diseño y trayecto del Tren Maya, en particular en el imputado tramo 5, no afectará ningún cenote ni los ríos submarinos. “Quienes nacieron aquí saben muy bien que donde hay más presencia de cenotes y ríos submarinos es en la zona más cercana a la costa (la carretera federal)”.

Con respecto a los amparos interpuestos contra el Tren Maya, el mandatario aclaró que no han sido tramitados por los ejidatarios ni los pequeños propietarios de la zona, quienes ya dieron su anuencia para la construcción del proyecto, sino por “organizaciones, algunas financiadas por empresarios y otras, incluso financiadas por el gobierno de Estados Unidos”, acciones parecidas a las tomadas para intentar detener la construcción del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA).

“Llovieron los amparos, no de los dueños de la tierra ni de los habitantes de los pueblos, sino de las organizaciones, de los que quisieran que nos fuera mal, del bloque conservador, reaccionario. Pero nosotros, creo que de dominio público ya es sabido, que somos perseverantes, no nos rendimos a la primera, además ya los conocemos. Cuando iniciamos la construcción de los segundos pisos, que era yo jefe de gobierno de la Ciudad de México, lo mismo: campaña en medios, amparos. Un abogado de primera, (Ignacio) Burgoa, ya finado, los interpuso, y salimos adelante. Los medios de información en contra, no todos, pero sí. Llegaron a decir que los segundos pisos se iban a caer”, explicó.

Por eso, tal como hizo en el AIFA, urgirá a jueces y magistrados a que resuelvan todos los asuntos a la brevedad posible y que la obra no será detenida ni retrasada.


Con información de Sin Línea.